Cómo hacer una transferencia

En algunos artículos anteriores veíamos cuáles son las características principales de los bancos, esas entidades financieras donde se gestiona el dinero

Dentro de las muchas razones por las cuáles una persona normal suele tener relación fluida con un banco es, como decíamos, porque tiene su dinero depositado allí, e incluso porque el banco es el intermediario entre distintas personas, o entre una empresa y una persona por cualquier relación laboral.

Esto conlleva que la persona que tiene su dinero depositado en un banco, a menudo quiera realizar movimientos con él por diversos motivos, y uno de los movimientos más comunes y que más se realizan, son las transferencias bancarias.

En el caso de que no estés muy acostumbrado a realizar transferencias bancarias, tengas alguna duda sobre cómo hacerlo, o simplemente quieres estar informado sobre los tiempos que deberías esperar para que una transferencia se realice con éxito, continúa leyendo este artículo.

¿Qué es una transferencia bancaria?

Lo primero de todo es saber qué es exactamente una transferencia bancaria, para después poder aprender cómo se hace y qué pautas hay que seguir:

Una transferencia bancaria es, básicamente, un envío de dinero que ordena una persona desde la cuenta que tiene en un banco (el ordenante) a la cuenta en otra entidad bancaria de otra persona (que es el beneficiario). Se suele hacer distinción cuando la transferencia se realiza entre dos entidades bancarias diferentes, pues cuando se realiza entre dos cuentas en el mismo banco, se suele denominar traspaso.

El Banco de España, que es en este caso la máxima autoridad bancaria, suele clasificar las transferencias bancarias por dos parámetros: geográficamente (es decir, si son transferencias nacionales o internacionales) y por la vía a través de la cual se hacen las transferencias (a través de internet o a través de la sede física del banco, por ejemplo). 

¿Cuánto tarda una transferencia de un banco a otro?

Siempre que realizamos o esperamos una transferencia bancaria, surgen las dudas sobre cuánto tiempo tardará el dinero en llegar a su destino. 

Existe una diferencia crucial entre la posibilidad de que la transferencia bancaria sea realizada entre dos cuentas bancarias de la misma entidad, o si por el contrario, sea entre cuentas de distintas entidades, algo que suele ser bastante más común si se realizan transferencias con frecuencia.

Pues bien, las transferencias bancarias entre cuentas de la misma entidad son simultáneas. En el caso de una transferencia entre dos entidades diferentes, normalmente el plazo será de 24 horas, pero depende de si la transferencia se realiza por la mañana, o si se realiza por la tarde, que hará más probable que llegue a su destino no al día siguiente sino dos días después. Esto sin contar la posibilidad de que haya días festivos entre medias, en cuyo caso tardará hasta el siguiente día hábil.

Los datos necesarios para hacer una transferencia bancaria de un banco a otro

Para poder realizar una transferencia bancaria, necesitarás saber dos datos fundamentales de la persona o entidad para la que quieras realizar la transferencia: su nombre y apellidos, y su IBAN.

Qué es el IBAN

El IBAN es, básicamente, el número de cuenta bancaria. Es un conjunto de caracteres que ofrecen diferentes datos y en su totalidad son el número que corresponderá a la cuenta del banco de la persona a la que vayas enviar la transferencia. Además de esto, deberás de saber, obviamente, la cantidad de dinero que vayas a enviar.

En el caso de que la transferencia vaya a ser realizada a un banco que no pertenezca a la zona SEPA (Single Euro Payments Area), necesitarás conocer el código BIC o SWIFT, que es el código que identifica al banco receptor de la transferencia.

¿Cuánto cuesta una transferencia?

Es una pregunta bastante compleja, ya que hay muchísimas variables que determinan cuánto cuesta exactamente realizar una transferencia bancaria: la entidad en concreto, la urgencia con la cual se quiera realizar la transferencia, el tipo de cuenta y, por supuesto, el destino de la transferencia.

Los bancos suelen cobrar una comisión de entorno al 0,35%, algo que puede subir hasta el 0,50% si es una transferencia urgente. Lo más recomendable para no tener que pagar a la larga tanto dinero en comisiones, será que contrates un tipo de cuenta que tenga algún ahorro cuando llegas a determinado número de transferencias bancarias.

¿Se puede hacer una transferencia gratis?

La respuesta es sí, pero solamente en algunos casos. El más común es acceder a la banca electrónica y realizar las transferencias de manera online. Esto te hará ahorrar, además de el tiempo que gastas en ir hasta tu entidad bancaria más cercana, también el dinero en las comisiones que allí te puedan cobrar. La gran mayoría de las entidades en la actualidad tienen la opción online de realizar transferencias sin coste.

Otra opción, como decíamos, es contratar un tipo de cuenta bancaria en el que exista algún tipo de descuento en las comisiones que las transferencias bancarias conllevan.

¿Existe algún límite de dinero en las transferencias bancarias?

De nuevo es un dato que depende de la entidad bancaria en la que tengas tu cuenta. A modo general sí que existen los límites legales que Hacienda dictamina, que son 10.000 euros en caso de ser al extranjero, y 100.000 dentro de España.

Estos límites significan simplemente que deben de ser declarados a Hacienda a través del modelo S1, es decir, se pueden hacer pero deben estar en conocimiento del Fisco. 

A parte de esto, cada entidad bancaria tiene sus propios límites diarios en las transferencias bancarias. Un ejemplo de ello es el BBVA, que fija sus límites de la siguiente forma: 15.000 euros es el máximo en una misma transferencia bancaria, y 30.000 euros es la cifra máxima diaria en diferentes transferencias

Por tanto, lo más seguro es que cuando vayas a realizar una transferencia sea tu propio banco el que te advierta de cuáles son los límites. De todas formas, en caso de que quieras transferir una gran cantidad de dinero, lo mejor es que te informes previamente por si acaso.

¿Qué tipos de transferencias existen?

Como veníamos diciendo, hay diferentes maneras de clasificar las transferencias bancarias, pero son fundamentalmente tres:

  1. Las transferencias bancarias según la zona geográfica: Esto es, como hemos mencionado con anterioridad, dentro de las fronteras de nuestro país y fuera.
  2. Las transferencias bancarias según el lugar en el que se realizan: Que pueden ser sobre todo por vía online o vía presencial, en la sucursal bancaria, pero también por vía telefónica o a través de un fax, y también a través de los cajeros automáticos.
  3. Las transferencias bancarias según el plazo: Que pueden ser o las transferencias ordinarias o las que se realizan de manera urgente.

Otras opciones para transferir dinero

Cada vez existen más optativas para poder transferir dinero sin tener que recurrir a las transferencias bancarias. La evolución en el ámbito de la tecnología, que ha crecido a pasos agigantados en los últimos años, ha traído una mejor a este respecto y es la existencia de aplicaciones en los teléfonos móviles para poder transferir dinero de manera automática.

En Estados Unidos, por poner un ejemplo de un país actualizado tecnológicamente hablando, ha aumentado durante el último año de manera notoria el uso de aplicaciones para enviar o recibir dinero: un 81% de los estadounidenses hacen uso de dichas aplicaciones en su día a día.

Una de las más populares en nuestro país es Paypal, que te cobra una comisión solo en caso de que quieras la transferencia de manera automática, pero es gratuita por lo general. También Bizum es una de las más usadas, y es completamente automática, pues el dinero llegará a la cuenta de envío en segundos y además solamente a través del número del teléfono móvil.

Esperamos que hayas podido resolver tus dudas con respecto a las transferencias bancarias, pero en caso de que se te haya quedado alguna duda pendiente…¡No dudes en escribirnos!

¿Alguna duda?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *